Seguinos

Inferiores

La experiencia de los U15 en los Juegos Evita

La semana pasada, un combinado de los infantiles de Obras Basket, con jugadores de la tira Centro y Norte, representó a la Ciudad Autónoma de Buenos Aires en los Juegos Evita, disputados en Mar del Plata. Los aurinegros, dirigidos por Emmanuel Fernández, se midieron con clubes de todo el país, que representaron a sus provincias dentro del torneo.

En cuatro días, los rockeros se enfrentaron a sus pares de Chubut, Tucumán, San Juan, Mendoza y Santiago del Estero. El saldo final fue de tres triunfos y tres caídas, lo que los llevó a quedar en el octavo puesto. Más allá de los resultados, los U15 de Obras vivieron una experiencia muy enriquecedora, que obtuvieron tras consagrarse en los Juegos Porteños, a fines del mes pasado.

Marco Mellara, infantil de la tira Centro, entregó sus sensaciones al respecto. “Me gustó mucho haber representado a mi ciudad, porque tanto a mí como al equipo nos hizo sentir muy bien saber que somos los mejores de todo CABA. Yo lo viví muy feliz y lleno de retos porque pude enfrentarme a los mejores equipos de el país, y eso siempre sirve para poder mejorar en lo basquetbolístico”, expresó Mellara, de 15 años.

“Lo vivido nos ayudará individualmente, ya que logramos enfrentarnos a grandes equipos y jugadores”, añadió Marco, y explicó. “Esto nos hizo tener que mejorar para poder estar a ese nivel, yo creo que esa mejora nos fue útil para el torneo y será valiosa para mejorar en lo que viene. Además , creo que los Juegos Evita nos sirvieron en el aspecto colectivo, porque nos permitió aprender a jugar en equipo y relacionarnos muy bien con nuestros compañeros dentro y fuera de la cancha. Esto se debe al sistema de juego que nos planteó el entrenador”, concluyó Mellara.

Octavio Cáceres, perteneciente a la tira Norte de los infantiles, también aportó su testimonio. “Me dejó muchas lindas sensaciones, especialmente felicidad y orgullo, ya que nos tocó a nosotros, el Club Obras Sanitarias, representar a CABA en los Juegos más importantes del país, y creo que, más allá del resultado que obtuvimos, fue una experiencia inolvidable”, aportó Octavio, y continuó. “Fue increíble, porque realmente nos sentíamos como en unos Juegos Olímpicos y, haber compartido esa semana con mis compañeros que conozco hace mucho tiempo ya, no sólo hizo de la experiencia aún más linda, sino que también nos abrió las puertas para conocer algo nuevo de cada uno de nosotros y nos dejó muchas anécdotas para contar”, manifestó.

“En el aspecto individual, lo que vivimos en Mar del Plata nos puede ayudar a crecer”, mencionó Cáceres. “Ahora, en frío, vemos cómo nos comportamos dentro de la cancha en distintos partidos con diferentes resultados y, si tuvimos alguna situación no tan agradable, podemos reflexionar para poder reaccionar de otra manera si ocurre lo mismo de ahora en más”, explicó de forma madura. “En términos colectivos, creo que los Juegos nos dieron la chance de ver cómo juegan los clubes del interior y, fundamentalmente, nos ayudó a estar más unidos como equipo y, de esa forma, conocer algo más de nuestro juego individual y grupal, para después corregirlo o mejorarlo”, finalizó.

Por su parte, el entrenador del equipo, Emmanuel Fernández, realizó comentarios sobre la importancia de haber participado de un certamen nacional de gran nivel, que aporta al crecimiento de sus dirigidos. “Las sensaciones fueron muy buenas, ya que se cumplió el primer objetivo, que fue el de competir al máximo nivel. Además, poder representar a Obras una vez más en estos Juegos fue muy importante”, comenzó el entrenador de los infantiles y cadetes de la tira Centro.

Sobre cómo ayuda esta experiencia al desarrollo de sus jugadores, Emmanuel dijo lo siguiente. “Creo que a los chicos le sirvió , pero también fue un viaje que a todos nos permitió crecer. Tratamos de acompañarnos como equipo de la mejor manera. Además, pudimos contar con el asesoramiento de un psicólogo del deporte ( el licenciado Ignacio Celsi) como asistente, y a través de talleres psicoeducativos, se trabajaron recursos de optimización del rendimiento y bienestar de los deportistas adolescentes, como los fundamentos básicos de la psicología del deporte, el establecimiento de objetivos, el control emocional y la resiliencia en el deporte”, contó.

“De los chicos hubo una conducta ejemplar”,  manifestó. Queríamos representar a la institución como corresponde, dentro y fuera de la cancha. Tratamos de competir al cien por cien, y eso se vio reflejado en el torneo. Nos metimos entre los ocho mejores y pudimos mirar otro objetivo más de cerca”, cerró.

Videos

Facebook

Allianz

Más en Inferiores