Seguinos

Femenino

Obras Basket se encontró con la Fundación Baccigalupo

Inferiores femeninas Fundación Buccigalupo

Las Inferiores femeninas de Obras compartieron una tarde distinta y colorida con la Fundación Baccigalupo, mediante la plataforma Zoom. Dicha fundación tiene la misión de realizar actividades para personas con discapacidad.

A pesar de la cuarentena, la cantera rockera exploró nuevamente en los encuentros sociales gracias a las plataformas digitales. Hace unas semanas, habían compartido una jornada entretenida con Nuevo Sueño.

Lorena La Terza explicó cómo surgió su rol dentro de la Fundación Baccigalupo: “Trabajo hace 14 años. Pasé por varias escuelas deportivas. Actualmente soy coordinadora de la escuela de hockey y profesora de Iniciación deportiva. También, dentro de la fundación dando charlas y capacitaciones sobre deporte y discapacidad intelectual, y coordinando una capacitación online que está próxima a lanzarse en unos meses. La misión de es fomentar la inclusión a través del deporte”.

Asimismo, contó cómo surgió la chance de organizar el encuentro con Obras: “Significa un nuevo espacio de inclusión. Una nueva puerta abierta en el objetivo de compartir el deporte, que es el lugar donde nosotros elegimos trabajar para conocernos y disfrutar experiencias juntas”.

EL ORDEN DE LOS JUEGOS

La jornada inicio con una entrada en calor, llevada a cabo por el preparador físico Facundo Veloso. En ese primer tramo se realizaron ejercicios de elongación, saltos, espinales y fuerza abdominal. Antes de iniciar los juegos, se dividieron a las participantes en equipos con el fin de mezclar a las jugadoras de Obras con las de la Fundación Baccigalupo.

A continuación se llevó una bocha hacia un punto y regresar al inicio con un elemento (palo de hockey o escoba). Después se utilizó un balón de básquet en el afán de pasar la naranja de una mano hacia otra, controlando así la técnica del dribbling. Luego, una de las integrantes de la Fundación presentó el desafío de llevar la bocha con el palo de un pie hacia el otro. Asimismo, una de las aurinegras mostró la idea de repetir el control de llevar la bola de un lado hacia el otro, pero con la diferencia de que había arrastrarla por el piso.

Más tarde, una jugadora de la Fundación Baccigalupo sugirió un ejercicio de básquet que consistía en hacer jueguitos con la naranja por encima de la cabeza. Seguido de la propuesta de una actividad de hockey que se trataba de avanzar con la bocha y frenar. El desafío posterior tuvo que ver también con ese mismo diferencia, ya que se le añadieron conos para llevar adelante los zig-zags.

En el siguiente bloque se hicieron fajas con la naranja, alrededor de las rodillas, cintura y cabeza. Además se volvieron a utilizar los conos para los zig-zags, pero con el balón de básquet y al final de cada repetición se completaba un giro. Otra actividades tuvieron que ver con el desarrollo del pivoteo y el control de la pelota al lanzarla al aire y agarrarla sin picar.

Inferiores femeninas Fundación Buccigalupo

Finalmente, se dedicó un tiempo a los juegos diferentes a los deportivos. Uno de ellos fue escuchar una canción y buscar elementos que se relacionaran con el tema de fondo. Finalmente, las participantes de ambas institucionas tomaron la palabra con el fin de expresar el agradecimiento por la tarde compartida.

ALEGRÍA POR LA EXPERIENCIA ENRIQUECEDORA

Las integrantes de las formativas rockeras se fueron del encuentro virtual con momentos que serán memorables. No solo significó un espacio de inclusión, sino también un lugar de socialización.

“Para nosotras, y también a nivel personal, significó un momento muy lindo y gratificante compartir este tipo de encuentros con las chicas de la fundación. Me gustó explicar un ejercicio, poderles compartir un poco de lo que entrenamos todos los días y ver que lo disfrutaran a nuestra par. Aprendí que soy muy mala para el hockey y que las chicas eran muy buenas para el básquet (risas). Ojalá podamos hacer un entrenamiento presencial algún día, así nos conocemos y aprendemos más unas de otras”, expresó Rocío Bereilh.

Por su parte, Lorena La Terza resaltó la importancia de compartir una jornada soleada y distendida con las aurinegras. “Las chicas de la fundación aprendimos algunos movimientos con pelota que nos enseñaron las del club. Y fuera de lo deportivo, siempre aprendemos a comunicarnos de diferentes maneras, conocer otras personas, mirar otras formas de entrenar, divertirnos juntas y seguir creyendo que todos podemos compartir la misma actividad siendo todas personas diferentes”, contó.

“Desde la Fundación Baccigalupo queremos agradecerles a las chicas, los coordinadores y profesores por la gran predisposición que pusieron para el encuentro y la buena onda que nos compartieron. Ojalá podamos hacer un encuentro presencial cuando todo esto termine. Fue hermoso y enriquecedor haberlas conocido”, agregó.

Videos

Facebook

Allianz

Más en Femenino